Culos inquietos

Ambos, escritora e ilustrador, son Murcianos, algo que sucede muy pocas veces. Rabo de lagartija es el último cuento de Marisa Lopez Soria, ilustrado por Alejandro Galindo, el libro ganador de la edición número 34 del Premio Destino Infantil-Apel.les Mestre de 2015.
Marisa López Soria es licenciada en Historia del Arte, maestra, directora en centros públicos, asesora de formación y experta en literatura infantil y juvenil. En la actualidad se dedica plenamente a la literatura. Sus libros han sido editados por Edebé, Everest, Alfaguara, Hiperión, Casals, La Galera, Planeta o Random House. Ha sido premiada en diversas modalidades literarias y su obra traducida a diversos idiomas. Divulga la comprensión lectora y es escritora ligada a la inteligencia emocional a través de seminarios y talleres de creación en instituciones como el Instituto Cervantes, entre otras.

Por lo que respecta al autor de la parte gráfica de la obra, Alejandro Galindo empezó a ilustrar en 2002 y ha publicado más de una docena de títulos en España y Francia, entre los que destacan El peinador de ideas, de Carmen Posadas; The Legend of Fire, de Alfredo Calderón Téllez; Superdu, de Emmanuel Bourdier o La vieja en la botella, de Roberto Mezquita. Su trazo enérgico y amable es, sin duda, uno de los puntos a favor del libro.

Cuenta Marisa que para escribir este cuento le ha ayudado mucho su experiencia como maestra. «La experiencia como docente está en todos mis libros, igual que la intención pedagógica, que no es otra cosa que la intención de ayudar. Qué maestra no ha tenido en clase un culo inquieto, un despistado, un trasto, un bromista, un científico, un gafitas, un emigrante, etc. Todos los tipos están presentes en mis libros, intentando echar una manica a sus desperfectos, que son los míos».

Es importante la detección del problema en las etapas primeras de la formación del niño, ya que esto le ayudará formarse mejor como persona y a crecer con menos ansiedad y ser menos rechazado por la sociedad.

Antón es el protagonista de esa emocionante historia, un niño muy inquieto que el día de su séptimo cumpleaños descubre una lagartija a la que convertirá en su mascota. Tan pronto la ve como no la ve, porque no para quieta, como él. Así que de la misma manera que su nuevo amigo puede desprenderse del rabo para huir de sus enemigos, Antón irá creando sus propias estrategias para aprender a ser paciente y esperar a que le crezca de nuevo. Con todo esto consigue involucrar a los niños con el síndrome de hiperactividad el valor de la paciencia a través de juegos y actividades tranquilas.

El jurado que premió esta obra optó por el extraordinario nivel de sus ilustraciones, su rico vocabulario y el mensaje optimista que transmite a los niños con hiperactividad. 

Cuando le preguntamos a López Soria en qué se ha basado para escribir este cuento, asegura que «la hiperactividad es trasunto del sistema educativo. Y porque en la actualidad tendemos a etiquetarlo todo, tampoco se ha salvado ese desarreglo de falta de atención que siempre ha existido y en los ‘coles’ llamábamos ‘tener azogue’ o ‘ser un rabo de lagartija’ (definiciones tan exactas y metafóricas al tiempo),  y porque las palabras son fascinantes cuando me hablaron del sindrome de TDH (cosa fea); con todo el respeto del mundo a los profesionales que bregan con ese problema, lo traduje al lenguaje popular y nació Rabo de lagartija, que podría decirse que basa su eficacia en ser pura ficción literaria y en unos pequeños remedios donde el humor y el juego es solución siempre grata.

La literatura infantil ha dedicado muy poco espacio la síndrome de falta de atención o hiperactividad, un síndrome del que cada vez hay más niños diagnosticados y para los que se han creado estrategias y pautas que hemos de sociabilizar más y esto es algo que el libro consigue, ya que se trata la cuestión de una forma natural y cariñosa, quitándole esa especie de tabú que en ocasiones hace que los padres lo sufran de manera ansiosa y como un problema sin solución.

Para eso se han creado estrategias que el libro escenifica muy bien, aprovecha los movimientos del rabo de la lagartija para hacer un símil con los movimientos que generalmente son típicos de estos niños y niñas, enseñarles juegos y trucos que de una forma tranquila pueden venirles bien
Por eso aprovecha la nueva decoración de la pared para pintar un organizador semanal, hacer puzles, jugar al “palito ingles”, hacer la tortuga…todas estas estrategias son las que psicólogos y pedagogos utilizan a la hora de tratar en sus consultas este síndrome. «Además de todo esto», asegura la autora, «hay algo que me gusta especialmente del texto y son las referencias a frases típicas de Murcia con las que me siento identificada y me gusta que esas coletillas tan típicas de nuestro acento puedan dar la vuelta a España y se pueda romper con ambos tabúes, el de que en Murcia no sabemos hablar y el de que los niños hiperactivos son malos por naturaleza».

Esta edición del Premio Destino Infantil-Apel.les Mestres cuenta además con una acción solidaria gracias a la colaboración de la Fundación Atresmedia y de ŠKODA: 12.000 ejemplares de Rabo de lagartija, que se distribuirán  junto con un caramelo en forma de flor a todos aquellos niños que se encuentran hospitalizados durante la celebración del Día del Libro, el próximo 23 de abril.

Sábado 18 a las 12:00h. Presentación de Rabo de lagartija con Marisa López Soria y Alejandro Galindo. Firma de libros y mini-taller de ilustración para niñ@s a cargo del ilustrador.
Educania-La Técnica C/ Sociedad, Murcia. www.educania.com / librería@educania.com /
Tlf: 968 21 40 39 

Be Sociable, Share!

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *